Entrevistas

Arturo
_
Velázquez:
_
“Las
_
empresas
_
serán
_
más
_
productivas
_
automatizando
_
procesos
_
con
_
low
_
code”

480Academy  ·  Inteligencia artificial  ·  Low-code

Arturo Velázquez, Business Analyst y especialista en automatización en Cuatroochenta, explica qué entendemos como aplicaciones de low code, cómo pueden aplicarse a cualquier ámbito y empresa y la importancia de contar con perfiles híbridos.

El concepto tecnológico del low code surgió hace una década, pero es cierto que ha cogido fuerza en los últimos años, gracias a la aparición de nuevas soluciones intuitivas y la democratización de la tecnología en perfiles de negocio sin conocimientos técnicos avanzados y que ven una oportunidad en las herramientas low code para la automatización de procesos.

Arturo Velázquez, Business Analyst y Low code Strategist Manager en Cuatroochenta, reflexiona sobre el momento actual y la proyección a futuro de las aplicaciones de low code para automatizar procesos.

«Las herramientas low code se pueden aplicar prácticamente a todos los ámbitos; crear aplicaciones web o móviles, generar bases de datos, formularios, analizar y visualizar los datos… Pero, sobre todo, el valor de este tipo de soluciones está en las automatizaciones. Gracias a las automatizaciones conseguiremos ahorrar mucho tiempo»

Arturo Velázquez, Business Analyst y especialista en automatización de Cuatroochenta

Es el momento de la tecnología low code

Las herramientas low code permiten desarrollar soluciones de software mediante una programación visual y sin necesidad de realizar desarrollos complejos. A diferencia de las soluciones de no code, que no permite aplicar código, las herramientas low code hacen posible añadir pequeños fragmentos de código que permiten ampliar las funcionalidades y tener una mayor personalización, evitando las limitaciones que tienen las herramientas no code.

De esta forma, el low code se presenta como solución para reducir la falta de talento digital, ya que capacita a las personas usuarias con perfiles más cercanos al negocio con habilidades técnicas, sin tener que depender de los programadores.

En este sentido, Arturo Velázquez ve muy claro que cualquier perfil puede aprovechar el potencial de estas soluciones siempre que tenga capacidad de aprendizaje, ya que es una tecnología muy novedosa que requiere de una investigación y autoaprendizaje sobre el funcionamiento de las diferentes herramientas. Una vez las bases estén definidas, para conseguir desarrollar soluciones low code más complejas, será aconsejable tener un conocimiento más detallado de las diferentes soluciones existentes en el mercado, así como de la lógica de uso de los flujos de automatización.

Soluciones de low code para la automatización de procesos

Las soluciones de low code se pueden aplicar prácticamente a todos los ámbitos y áreas del negocio; las más habituales giran en torno al desarrollo de aplicaciones web o aplicaciones móvil, pero también permiten analizar y visualizar datos. Aun así, Arturo destaca que el verdadero valor de este tipo de soluciones recae en la posibilidad de crear automatizaciones.

Para poder detectar qué tipo de procesos merece la pena automatizar, hay que partir, tal y como explica Arturo, de tres premisas iniciales para que realmente el low code aporte valor:

  • Que se trate de una tarea o proceso repetitivo que se realice de forma recurrente.
  • Que sea un proceso frágil, lo que implica que existe una posibilidad de cometer errores manuales.
  • Que requiera de una inversión de tiempo sustancial y que la ejecución del proceso requiera mucho tiempo.

Si se cumplen estas tres premisas, seremos capaces de detectar aquellos flujos que se podrían automatizar para reducir errores y mejorar la productividad.

¿Qué herramientas del low code escoger?

Para Arturo, la adopción de herramientas de low code en las empresas va a crear nuevos perfiles híbridos que combinarán las habilidades de negocio con las habilidades técnicas, aunque sin tener un conocimiento muy profundo sobre programación.

Conseguir una mayor autonomía y automatizar los flujos o procesos generará un aumento de la productividad: «Si hacemos que todos esos procesos que son tediosos y repetitivos se automaticen, conseguiremos destinar ese tiempo otro tipo de tareas que permitan aportar valor de verdad al negocio».

Hacia un perfil híbrido y el futuro del low code   

Respecto a la proyección que Arturo ve en el low code, pronostica que va a seguir evolucionando y que, poco a poco, las herramientas de no code irán dando paso a herramientas de low code que permiten una personalización mayor y potenciar así la funcionalidad, desdibujando los límites existentes en la rigidez de las no code.

En conclusión, aún estamos viviendo la irrupción e impulso del low code como una nueva herramienta al alcance de cualquier perfil, cada vez más solicitado en el tejido empresarial, pero es una tendencia tecnológica que no se puede dejar pasar. Según el análisis realizado por Barcelona Digital Talent, el aumento de ofertas de trabajo relacionadas con perfiles low code aumentaron más de un 70% en 2021. Además, Gartner, mantiene la hipótesis de que a nivel mundial para el año 2025 el 70% de las nuevas aplicaciones desarrolladas por las empresas utilizarán tecnologías low code y no code.

«Las soluciones low code van a crear nuevos perfiles híbridos en las empresas que combinen habilidades de negocio y técnicas, aunque sin tener un conocimiento muy profundo»

Más vídeo tips en 480 Academy